miércoles, 22 de septiembre de 2010

No se como vamos a hacer con este dilema, ustedes???

He leido un par de noticias que no se si son alentadoras o una pesadilla para las calles Peruanas ya colapsadas.

El detalle, en el Peru estamos pasando por un proceso interesante de crecimiento economico aritmetico, cada mes se esta haciendo entrar pobres a la clase media, y el acceso al credito, y la venta de autos nuevos esta creciendo, a pesar que en Sudamerica los Peruanos estamos con numero de autos particulares pigmeo, y asi con ese numero pigmeo estamos como estamos colapsados en el trafico Limeño, Arequipeño, Trujillano, etc.

Vivir en Lima va a ser una locura literalmente.

Como pueden ver en los articulos, percapita somos el que menos tiene autos en las Americas(bueno no figura Haiti). Solo imaginen que pasara si "nos ponemos al dia con el vecindario"???

Creo de verdad que ya es hora de darle a la clase media un transporte masivo de primera, de esa manera no los forzamos a comprar autos particulares y colapsar mas nuestro ya colapsado sistema.


Aquí las noticias:

Gracias a la información proveniente del Anuario Estadístico 2009, de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), en esta oportunidad tenemos los datos acerca del parque automotor existente el año 2008 en la mayoría de los países latinoamericanos. Lamentablemente, el documento no consigna información acerca de Ecuador, Nicaragua y Uruguay.

En el cuadro que sigue se presenta en primer término los datos de la CEPAL referidos al número total de vehículos, luego los de población correspondientes a los años considerados y, por último, el dato obtenido por nosotros, resultante de dividir la población total del país por el respectivo parque.

Como se observa, Brasil posee, con gran ventaja sobre los demás países, el mayor parque de la región. Le sigue México, con uno también muy importante. La flota total de vehículos de los dos representa nada menos que el 73% de la flota conjunta de los países considerados. Esto no sólo se explica por la gran población de ambos países, sino también por su condición de grandes productores automotrices.

En tercer lugar se encuentra el otro productor latinoamericano de autos: Argentina, con un parque que en el año 2006 ascendía a 7.7 millones de unidades. Luego figuran Colombia y Venezuela, ambos con más de 5 millones de vehículos. Chile, con un número bastante menor de automotores, se sitúa en la sexta posición.

Lamentablemente, el Perú posee, según los datos de la CEPAL, un parque inclusive menor que el de dos pequeños países centroamericanos: República Dominicana y Guatemala, y probablemente también uno menor que Ecuador. Una situación realmente difícil de creer, y que se traduce en el número de habitantes por cada vehículo, el más alto de la región: 19 personas. Dicha cifra está muy alejada inclusive de la boliviana (12 personas) y, obviamente, no tiene punto de comparación con las de Brasil y México, los países más destacados en la materia, con apenas 3.59 y 3.80 personas por vehículo, respectivamente.

Sin duda, éste es uno de los indicadores en los que nuestro país se halla más rezagado y tiene un más largo camino por recorrer. Afortunadamente, el creciente poder adquisitivo de la población y el dinamismo que muestra el crédito vehicular, factores ambos que se vienen reflejando en el fuerte crecimiento de las ventas de vehículos nuevos, hacen abrigar expectativas de una sustancial mejora en el mediano plazo. Ojalá sea así, para poder abandonar cuanto antes ese poco honroso último lugar.








***************************


A finales de agosto el financiamiento vehicular que otorgó el sistema bancario ascendió a US$ 420 millones, registrando un crecimiento de 14,6% en relación a agosto del año pasado, señaló la Asociación de Bancos (Asbanc). Con la cifra de agosto los créditos vehiculares registraron 18 meses consecutivos de crecimiento, acorde al buen desempeño del consumo privado. Sin embargo, el ratio de morosidad fue mayor al nivel de julio, ubicándose en 2,14% pero siendo todavía bajo. Por otro lado, el ratio de dolarización de préstamos disminuyó a 62,3% debido a la mayor variedad de productos financieros ofertados en nuevos soles y a la preferencia por endeudarse en moneda local.


MAXIMIXE

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada